mar. Sep 24th, 2019

Servicios y garantías del producto, igual a crecimiento de su negocio

Compartir


En la actualidad, la prestación de servicios es de suma importancia para los consumidores, las empresas reciben con mucha frecuencia quejas y reclamos de manera constante por el mal servicio de reparación que reciben sus productos adquiridos, por ello los servicios enunciados en la garantía es de suma importancia para que su negocio sea de calidad y cautive a los clientes potenciales.

Al no recibir los servicios enunciados en la garantía del producto se generan problemas irreconciliables con sus clientes, para evitar que esto suceda la gerencia de su empresa puede crear algunos centros de servicio de fábrica y con calidad, distribuyéndolos geográficamente con personal capacitado y especializado.

Este servicio tiene que ser independiente y debe generar ingresos, además debe tenerse especial atención en el servicio al cliente.

El servicio se define generalmente como “el conjunto de actividades, beneficios o satisfactores que se ofrecen para su venta o que se suministran en relación con las ventas”.

Algunos servicios que generalmente se ofrecen son la instalación del artículo, sin cargo adicional, enseñar al manejo del artículo, servicio de mantenimiento y limpieza por un tiempo determinado y el transporte gratuito de la mercancía.

Para la prosperidad de su negocio es también importante la garantía de un producto, la cual debe ofrecerse al cliente para facilitar la venta del mismo.

A la garantía se le define como “el acto por el cual un artículo se asegura y protege contra algún riesgo o necesidad durante el periodo determinado”.

Algunas garantías que generalmente se ofrecen son la devolución del dinero, cambio del artículo por otro igual, sustitución del artículo por otro de línea diferente, reparación gratuita del artículo por un tiempo determinado, pago en efectivo por los daños que pueda ocasionar el uso del artículo y cambio del artículo por los daños que pueda ocasionar el artículo mismo o los accesorios.

Se considera que la garantía “va junto con el producto”. Los fabricantes son responsables por el daño que ocasione su producto, de esta forma el gobierno protege al consumidor afectado, por ejemplo a través de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), organismo mexicano para la defensa de los derechos del consumidor.

Es conveniente que su empresa atienda y responda a las quejas que por garantía reciban para reducir los riesgos del consumidor.

Los servicios y garantías deben darse por escrito a los clientes acompañando al producto, explicando las condiciones y características que se otorgan.