vie. Dic 13, 2019

Estiman que autos autónomos tendrán limitaciones

Compartir

 

De acuerdo con un estudio de la Universidad de Michigan, denominado ‘Would Self-Driving Vehicles Increase Occupant Productivity?’  (¿Incrementarían los coches autónomos la productividad?), sostiene que aproximadamente para el 62 por ciento de los estadounidenses, los vehículos autónomos probablemente no resulten en una mejora de la productividad.

 

Michael Sivak, profesor de investigación del Instituto de Investigación de Transporte de la U-M, refirió que la seguridad y movilidad son algunas de las principales ventajas que tendrían los coches autónomos. Pero aquellos que esperan que estos coches aumenten la productividad podrían ser sorprendidos, según un equipo de investigadores de la Universidad de Michigan.

 

Afirma que el 36 por ciento de los estadounidenses dijeron que serían tan aprensivos en coches de auto conducción que sólo se fijarían en el camino.

 

“En Estados Unidos, en promedio un ocupante de un vehículo ligero gasta alrededor de una hora al día viajando, tiempo que podría ser usado de manera más productiva”, dijo Michael Sivak, profesor de investigación del Instituto de Investigación de Transporte de la U-M. “De hecho, el aumento de la productividad es uno de los beneficios esperados de los vehículos de auto-conducción”.

 

Los resultados de las encuestas revelan que:  

  • 23 por ciento dice que simplemente no se subirían a este tipo de vehículos.
  • Tres por ciento experimentaría  con frecuencia mareos por el movimiento o cinetosis.

 

Entre quienes dijeron que sí aprovecharían el tiempo:

  • El 11 por ciento dijo que leería.
  • 10 por ciento mandaría textos o hablaría con amigos y familiares.
  • Siete por ciento dormiría.
  • Seis por ciento vería películas o programas de televisión.
  • Cinco por ciento trabajaría.
  • Dos por ciento jugaría.

 

De esta manera, Sivak y Schoettle afirman que el rendimiento de los sistemas de seguridad y retención actuales para posturas no tradicionales que están siendo consideradas para los ocupantes de vehículos de auto-conducción (por ejemplo, mirando hacia atrás o hacia los lados) y el potencial de que los objetos sin ataduras (por ejemplo, ordenadores portátiles) se conviertan en proyectiles, son causa de preocupación adicional.