jue. Nov 14, 2019

Avanza remodelación de distribuidores Ford

Compartir

Con la reinauguración del distribuidor GIMSA Los Reyes, Ford, fortalece el proyecto de renovar su gama de concesionarios, a fin de mejorar la experiencia al cliente, propuesta que busca elevar la percepción de la marca frente a una compra tan importante como es la de un automóvil.

 

De esta manera, Ford Los Reyes, ubicada en San Salvador Tecamachalco, es parte de un total aproximado de mil millones de pesos que están siendo invertidos en los distintos distribuidores, marcando la transformación de la imagen de los mismos y ofreciendo una nueva experiencia al cliente, con la que la compañía automotriz busca elevar la percepción de la marca frente a una compra tan notable e importante como la de un automóvil.

 

La estrategia de la empresa es renovar a 2018 el 100% los distribuidores, empezando porque la bienvenida al cliente sea más acogedora, sobre todo, que el cliente junto con sus necesidades, tomen un rol protagónico a través de un proceso simplificado al hacer uso de la tecnología.

 

Hasta el momento, con GIMSA Los Reyes, se ha avanzado en un 40% del total de la red a renovar, tomando en cuenta que se han anunciado ya varias reinauguraciones en otros lugares del país. 

 

Sin lugar a duda, nuestros clientes son nuestra prioridad, por lo que es nuestro objetivo que la experiencia a bordo de nuestros vehículos sea memorable”, señaló Héctor Pérez, director de Ventas, Servicio y Mercadotecnia de Ford de México.

 

“Además de tener la mejor tecnología en la industria, esta estrategia que estamos ejecutando con nuestros distribuidores, nos permite cumplir a nuestros clientes la promesa de marca Ford, y evolucionar la experiencia, no sólo al volante, sino también desde el primer contacto con la marca”.   

 

Por su parte, Gabriel López, presidente y CEO de la compañía, detalló que los consumidores son los que han llevado a buscar el fortalecimiento de las relaciones con la marca.

 

“Los vehículos ya no son los mismos que hace diez años, cambiaron al igual que los consumidores, por lo que vemos necesario transformar la experiencia de comprar y mantener un vehículo, para que sea personalizada y estimulante”.