jue. Nov 14, 2019

Ancona Autopartes, por la conquista del sureste 

Ancona Autopartes, por la conquista del sureste 

Compartir

Desde hace más de 30 años, Ancona Autopartes es referente en el sureste del país, sus 16 refaccionarias y un centro de distribución son su carta de presentación.  

Cancún, Mérida, Tulum, Playa del Carmen, Cozumel o Campeche son nombres que evocan al paraíso terrenal con sus playas y zonas turísticas, y justo en estos lugares es donde Ancona Autopartes ofrece sus servicios con refacciones para todo tipo de vehículos ligeros. 

Gracias al turismo en la región es que circula una gran cantidad de automóviles de distintas marcas y modelos, por esa razón la demanda de refacciones es muy grande. Esta situación lo llevó a tomar la decisión de abrir un centro de distribución en la región y poder así ofrecer autopartes a un precio competitivo. 

“Vendemos refacciones de calidad, tenemos el surtido más completo, con más de 47 mil números de parte”, afirmó Jorge Ancona, fundador y director general de Ancona Autopartes. 

Hombre sencillo, de pocas, pero firmes palabras, se muestra práctico para los negocios. Su espíritu empresarial lo lleva constantemente a emprender nuevos negocios. Ya planea inaugurar, en los próximos cinco años, 15 sucursales más en el sureste. “La idea es abrir tres refaccionarias por año. Trabajamos duro para cumplir la meta”, apuntó. 

“Como es una zona turística siempre hay mucho movimiento. Circulan todo tipo de vehículos, incluso tenemos autos híbridos y eléctricos. Conforme nos van pidiendo estas refacciones vamos aumentando el catálogo”, agregó.

Constancia

Jorge Ancona es originario de Tixkokob, un municipio a 20 kilómetros de la capital yucateca, y estudió mecánica en el Tecnológico de Mérida. 

La vida lo llevó, desde muy joven, a Cancún donde trabajó en una línea de torres, pero regresó a su estado natal en donde estuvo poco tiempo pues la inquietud de tener su propio negocio lo regresó al paradisíaco puerto donde abrió la primera sucursal de Ancona Autopartes.

En estos 30 años enfrentó todo tipo de retos, mismos que sorteó con una cualidad: La constancia. “Ser constante y positivo ha sido muy importante en mi vida”, dijo.

Se toma tiempo para reflexionar sobre el éxito de la empresa y reconoce: “Nunca pensé tener un crecimiento como lo he tenido hasta ahora ¡y seguimos creciendo!, eso me satisface mucho”.

Cómo en todos los negocios también encaró situaciones complicadas, mismas que resolvió para mantenerse firme en sus metas. “La época de la devaluación nos ‘destanteó’ un poco, tuvimos problemas de liquidez, pero al final lo superamos bien”, recordó. 

A pesar de encontrarse en una zona donde son comunes los huracanes o tormentas tropicales, Ancona Autopartes encuentra en la naturaleza una aliada, ya que este tipo de situaciones favorece la compra de refacciones. 

Hombre de familia 

A pesar de la consolidación de Ancona Autopartes, su propietario todavía se levanta a las seis de la mañana y juega un poco de basquetbol antes de iniciar sus actividades laborales, por las tardes se relaja viendo la televisión. 

En estas tres décadas, Ancona Autopartes se afianzó como empresa familiar, ya que sus hijos y sobrinos forman parte del negocio. 

A pregunta expresa: ¿Qué enseñanza les dejará a sus hijos? Responde: “Que sigan mi ejemplo. El ejemplo de un hombre trabajador, honrado y respetuoso de las personas”, concluyó.

Capacitación a mecánicos 

Para ayudar a los mecánicos en su labor diaria, Ancona Autopartes, con algunos de los representantes de marcas que distribuye, organiza eventos de actualización para los técnicos de la zona. “Nuestros proveedores vienen a dar capacitación de forma constante. Este tema es muy importante para los técnicos automotrices”.