lun. Nov 18, 2019

Interesante | Infiniti presenta su nuevo TREN MOTRIZ de propulsión futurista

Compartir

 La estrategia central de electrificación de INFINITI es el nuevo tren motriz EV (Electric Vehicle) generado por gas de la marca, que establece un nuevo modelo de propulsión para muchos de los futuros modelos de la marca. Ofreciendo la aceleración emocionante, instantánea y silenciosa de un automóvil eléctrico de alto desempeño, este nuevo tren motriz elimina dos de los obstáculos percibidos entre los consumidores de vehículos eléctricos (EV): la confianza en el rango y los aspectos prácticos de la recarga.

INFINITI, celebra ocho años de presencia en méxico.

La propulsión se entrega a las cuatro ruedas a través de un par de motores eléctricos de alto desempeño. La energía proviene directamente de una batería de alta descarga, que se recarga constantemente mediante un generador de gasolina de tres cilindros y 1.5 litros basado en la revolucionaria tecnología de relación de compresión variable VC-Turbo de INFINITI. El resultado es un tren motriz que ofrece el rendimiento sereno e inmediato de un automóvil eléctrico y la comodidad de un vehículo que funciona con gasolina, con emisiones significativamente reducidas.

“Durante tres décadas, INFINITI se ha forjado una reputación de introducir sistemas de propulsión que entusiasman y potencian a los conductores”, comenta Eric Rigaux, Gerente General, Estrategia y planificación de productos para INFINITI Motor Company.

INFINITI electrificará su portafolio en los próximos dos años, casi todos los modelos futuros de la marca ofrecerán a los conductores opciones de trenes de potencia generados por gas y vehículos eléctricos (EV) 100%.

Un puente para la electrificación completa: una plataforma, dos trenes motrices

En el futuro, la nueva dirección de desarrollo de ‘dos propulsores, una plataforma’ de INFINITI verá la creación de vehículos que acomodarán propulsores generados por gas y totalmente eléctricos.

El nuevo tren motriz EV generado por gas de INFINITI se ajustará a muchos de los mismos puntos de contacto de la plataforma que un tren motriz eléctrico, y cada sistema entregará energía de la batería a un sistema e-AWD (tracción integral totalmente eléctrica) de alto desempeño. La plataforma de los futuros autos electrificados de INFINITI se diseñará para acomodar un par de motores eléctricos de alto desempeño, uno en el eje delantero y otro en la parte trasera.

Para vehículos eléctricos, el espacio entre los dos ejes se destinará a un paquete de baterías de alta capacidad. Los vehículos equipados con el sistema de propulsión EV generado por gas de INFINITI verán el mismo espacio ocupado por una batería, un tanque de combustible y un sistema de escape significativamente más pequeños, con el generador VC-Turbo de 1.5 litros ubicado en la parte delantera para alimentar la batería. En ambos casos, el accionamiento es proporcionado únicamente por motores eléctricos.

Si bien la nueva plataforma de INFINITI acomodará tanto los sistemas de propulsión EV generados por gas como los completos, su flexibilidad inherente permitirá a la marca desarrollar una gama de modelos que comparten muchos de los mismos componentes. El uso compartido de subconjuntos, como la suspensión y las unidades de montaje de motores eléctricos, hará que la marca se beneficie tanto de la eficiencia del desarrollo como de la producción. La nueva plataforma también facilitará que INFINITI desarrolle automóviles que sean ideales para los requisitos específicos del mercado.

INFINITI, celebra 30 años mirando hacia el futuro.

Coches eléctricos que funcionan con gasolina: cómo funciona

El nuevo tren motriz EV generado por gas de INFINITI verá la introducción de una serie de autos eléctricos que funcionan con gasolina. La energía se proporciona directamente a dos motores eléctricos de alto desempeño, uno en cada eje, mediante un paquete de baterías ubicado debajo del piso de la cabina, que varía en capacidad de 3.5 a 5.1 kWh según el modelo.

Como un automóvil eléctrico que funciona con gasolina, el carácter de la entrega de potencia es tan adictivo, suave y sereno como en un vehículo eléctrico de batería de alto desempeño. Con respuestas electrizantes instantáneas a las entradas del acelerador, los motores eléctricos proporcionan su par máximo desde 0 rpm. Los potentes motores ofrecen una potencia total de entre 185 y 320 kW (248 hp a 429 hp), según el vehículo. La aceleración, como en cualquier vehículo eléctrico, es totalmente lineal, con versiones de mayor potencia del tren motriz capaces de acelerar de 0 a 62 mph en aproximadamente 4.5 segundos. Además, el conductor y los pasajeros no experimentarán el mismo “choque de cambio” a menudo asociado con el cambio de marcha en un vehículo híbrido convencional o motor de combustión interna. (ICE) /Internal Combustion Engine, por sus siglas en inglés.

La batería se recarga constantemente por el corazón del tren motriz: el nuevo motor ‘MR15DDT’ de INFINITI. Este generador de gasolina de 1.5 litros y tres cilindros, la primera aplicación de este motor, utiliza la innovadora tecnología de relación de compresión variable VC-Turbo de INFINITI, que proporciona una tasa de carga variable continua a la batería.

Crucialmente, el uso de un generador de gasolina significa que estos vehículos nunca necesitarán enchufarse durante horas para recargarse. De hecho, no tendrán un puerto de carga en absoluto. El tren motriz requiere solo una breve parada en una estación de servicio para rellenar el tanque de combustible, lo que elimina las preocupaciones sobre el alcance.

A pesar del alto nivel de desempeño que se ofrece, las emisiones para vehículos con el nuevo tren motriz EV generado por gas se reducirán significativamente en comparación con los vehículos existentes de la marca y otros vehículos ICE (Moto de Combustión Interna) que ofrecen potencia y rendimiento similares. Es importante destacar que el sistema rompe el vínculo histórico entre la conducción en la ciudad y las emisiones más altas, ya que el generador MR15DDT tiene que trabajar menos a bajas velocidades para alimentar la batería. El resultado son emisiones más bajas y un rango de conducción mejorado en entornos urbanos, donde las emisiones de los vehículos de combustión (ICE) son generalmente más altas.