Alianza Automotriz: 35 años de ejercer el periodismo especializado en México.

¿Cuándo se debe sustituir una bomba de gasolina?

El primer paso para diagnosticar algún problema con una bomba de gasolina es saber si el vehículo tiene una mecánica o una eléctrica

bomba de gasolina en los coches
La bomba mecánica falla por completo, a diferencia de la electrónica que tiene intermitencias

Compartir

La respuesta a la pregunta es muy sencilla: cuando la bomba de gasolina comience a funcionar de manera defectuosa. Sin embargo, los problemas en el sistema de suministro de combustible son más difíciles de diagnosticar, por lo que la pregunta realmente importante sería ¿Cómo saber cuándo está fallando la bomba de gasolina?

A continuación, compartimos algunos síntomas comunes de una bomba de gasolina posiblemente defectuosa:

1.- Falta de potencia en el vehículo cuando está “bajo carga” (a velocidades de autopista o cuando el vehículo lleva carga pesada y/o varios pasajeros).

2.- El motor no arranca o le cuesta arrancar.

3.- El motor se ‘ahoga’ o se cala después de funcionar durante un rato o llegar a cierta temperatura.

4.- La luz de check refleja un código de avería proveniente de la computadora del motor.

5.- Un chirrido originado en la zona del depósito de combustible (generalmente debajo del asiento trasero o en la parte trasera del vehículo).

Con la excepción del chirrido que sale del depósito de combustible, también existen síntomas de problemas con una media docena de otros sistemas. Determinar si una bomba de gasolina es responsable de la falta de potencia bajo “carga” usualmente se debe al descartar otros posibles problemas.

He aquí cómo llevar a cabo el diagnóstico de problemas del sistema de inyección de combustible, para que pueda determinar si necesita reemplazar su bomba de gasolina.

El tipo de bomba de gasolina que tiene el vehículo

El primer paso para diagnosticar un problema es saber si su vehículo tiene una bomba de gasolina mecánica o eléctrica.

Los vehículos con carburador tienen bombas de gasolina mecánicas, con algunas excepciones. Así que, si su vehículo tiene un carburador, probablemente tenga una bomba de gasolina mecánica.

La mayoría de los autos fabricados después de 1990 (y unos cuantos producidos después de 1986), utilizan bomba de gasolina eléctrica y está ubicada en el interior del depósito de combustible.

Esto se debe a que los autos de esta época usan inyección de combustible electrónica, que suele requerir una bomba de gasolina eléctrica.

Si su vehículo tiene un sistema mecánico, es poco probable que haya fallado. Esto se debe a que las bombas mecánicas suelen fallar completamente… es decir que, si tiene una bomba
de gasolina mecánica con problemas, su motor no recibirá nada de combustible.

No existen los fallos intermitentes en las bombas de gasolina mecánicas. Cualquier pérdida de potencia, problemas de “ahogamiento” del motor, etcétera, están siendo causados por otro componente.

En un motor con inyección de combustible, las bombas de gasolina eléctricas pueden fallar intermitentemente. Así que, si su vehículo tiene una bomba de gasolina eléctrica, tendrá que seguir indagando.

Probar la presión

La opción más eficaz para determinar el fallo de una bomba de gasolina eléctrica es colocar un medidor de presión de combustible en el riel de combustible común de un motor de inyección de combustible.

Un manual de taller o manual de reparación del vehículo tendrá las especificaciones de la presión del combustible a distintas RPM, con rangos de tolerancia.

Si la presión de combustible medida no está dentro de esos parámetros, la bomba puede estar defectuosa.

Probar la presión en las líneas entre la bomba de gasolina y el regulador de presión de combustible, confirmará una falla de la bomba o un fallo del regulador.

NOTA: La prueba de presión del sistema de combustible depende de la calidad de la herramienta de pruebas. Si se utiliza un manómetro de combustible barato, es posible que ofrezca lecturas incorrectas.

Si no tiene una buena herramienta de pruebas de calidad, le recomendamos invertir en una herramienta profesional o hacer la prueba en un taller. Un manómetro de combustible que se desvíe tan sólo un 3%, puede enmascarar o indicar incorrectamente un problema de la bomba de gasolina.

Si el vehículo no se pone en marcha, pero el motor hace ademán de arrancar (gira sin arrancar) al girar la llave, el problema podría ser el suministro de combustible. Una vez más, probar la presión de combustible puede determinar si éste es el caso.

Otra simple prueba es girar la llave a la posición de “encendido” sin arrancar el vehículo y escuchar la bomba de combustible. Una bomba de combustible eléctrica hace una especie de silbido silencioso durante la activación inicial que se puede escuchar desde fuera del vehículo.

Para terminar, si el motor de su vehículo chisporrotea o se cala tras funcionar durante un rato sin problemas, el diagnóstico puede ser complicado.

Esto suele ocurrir cuando el motor pasa algún tiempo a velocidad de crucero, y luego se disminuye la velocidad en un semáforo o una parada normal. En este escenario, el motor puede chisporrotear por más razones se pueden enumerar.

Sin embargo, si tiene un motor que chisporrotea y un código de comprobación del motor “mezcla pobre”, eso puede indicar un problema en la bomba de gasolina. Aquí el proceso de diagnóstico consiste en subir la temperatura del motor y luego hacer una comprobación de la presión del combustible.

Reemplazar la bomba de gasolina

Reemplazar una bomba defectuosa no es una tarea sencilla. Implica purgar el depósito de combustible, sacar y reemplazar el conjunto de la bomba de gasolina, y luego ponerlo todo a prueba.

El reemplazo también debería ir acompañado del reemplazo del filtro de gasolina (cedazo) y de una verificación de los conectores de la bomba (a ambos lados de las bujías), para asegurar que no
están quemados o desgastados

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Más noticias
Toyota México tiene nuevo director general
Subir