vie. Jun 5, 2020

Financieras automotrices ayudan a clientes ante COVID-19

La actividad económica está siendo paulatina, por tanto, las crediticias e instituciones bancarias se ajustan.

Toyota y Ford dan facilidades para que los clientes puedan gestionar mejor sus gastos.

Toyota, Ford, Nissan, Mitsubishi, instituciones bancarias y hasta servicios como Uber están poniendo su "granito de arena" ante crisis a sus clientes.

Compartir

Ante la situación que se vive por COVID-19, las financieras de vehículos han optado por ofrecer facilidades a sus clientes ante la crisis o las dificultades económicas que se podrían desplegar tras la cuarentena.

Y es que el pasado 30 de marzo se decretó como emergencia de salud, por lo que las actividades no esenciales se ven forzadas a suspender o cancelar, y por tanto, la actividad económica se ve pausada.

Toyota

De por sí las plantas de la armadora japonesa se detuvieron, hoy por hoy, al 30 de abril. Pues en consideración con la situación, han extendido la mano a sus clientes mostrando flexibilidad por medio de dos medidas.

La primera es un programa de extensión del crédito de entre uno y hasta tres meses, de tal forma que los clientes que tengan crédito y se encuentren con los pagos al corriente, puedan aplazar sus pagos sin costo alguno adicional.

La segunda, por su lado, es el plan “Estrena un Toyota y empieza a pagar tu primera mensualidad hasta en 90 días”, el cual es bastante explicativo en la forma de operar: se otorga el crédito al tiempo que se tiene cerca de tres meses para dar la primera mensualidad.

Ford

La empresa estadounidense ha instaurado, igualmente, el aplazamiento del primer pago 90 días, para que quienes adquieran un financiemiento por parte de la marca, pueda estrenar y gestionar sus gastos de los próximos tres meses.

Y es que la firma reconoce que son momentos difíciles, pero no por ello quieren dejar de hacer accesible la movilidad Ford.

La planta de Hermosillo de la armadora, por cierto, todavía no tiene fecha para reactivar sus labores de producción.

Nissan

La nipona está consiente de la situación que se vive por el COVID-19, por ello han instaurado medidas de apoyo. Credi Nissan tiene el correo [email protected], de forma que el cliente pueda comunicarse y preguntar.

Mitsubishi

Mitsubishi Motors México, a través de Mitsubishi Motors Financial Services dio a conocer las medidas que tomará para sus clientes, donde destaca posponer la próxima mensualidad (de abril o de mayo) hasta el final del plazo, ejercer el seguro de desempleo o de incapacidad y 10% adicional al crédito vigente para financiar servicios de mantenimiento, autopartes, seguro, deducibles y otros servicios.

Asimismo, el plan “Confianza Mitsubishi” invita a los clientes a comprar en abril y comenzar a pagar en julio, incluyendo una mensualidad gratis, esto debido a la contingencia que se vive.

Bancos

Las instituciones bancarias también se han movido para que los clientes tengan facilidades.

En el caso de Banorte, ofrecen diferir hasta cuatro meses su crédito vehicular, a usuarios que hayan sido tanto, directa, como indirectamente afectados por la emergencia sanitaria del COVID-19.

Por su parte, HSBC ofrece posponer pago de credito vehicular hasta seis meses, sin contar monto de cuota mensual o descuento de pago anticipado.

BBVA también dio hasta cuatro meses para postergar pagos como el de crédito de auto. Asimismo, un plan de pagos fijos para disminuir el monto de pagos mensuales.

Asimismo, Santander da cuatro meses; Scotiabank, también cuatro; Banregio analizará la situación dependiendo del cliente; BanBajío, seis meses; e Inbursa también opera con acciones personalizadas, todas para postergar pagos de créditos vehiculares.

Uber

Ya sabíamos que las plataformas digitales estaban tomando acciones para evitar contagios, pues ahora Uber reveló la forma en la que ayudará a sus socios-conductores.

Y es que, primero, liberará su plataforma Uber Eats a todos sus conductores, de forma que el golpe económico sea más bajo; luego, a partir del 6 de abril, otorgarán créditos electrónicos por medio de AXS y con la garatía de los ingresos futuros del conductor.

Finalmente, su alguno de sus socios se llegase a contagiar de COVID-19, se harán acreedores a un apoyo económico de hasta 14 días.